La Mengambrea

Sexo, UNIX y rocanrol
2006/11/25

FIL 20 años

Como quizá usted sabe, y si no sabe yo le cuento, la Universidad de Guadalajara, México, organiza cada año la Feria Internacional del Libro, que ha sido llamada “el encuentro editorial más importante del mundo alrededor del libro en español”. Participan 1,500 editoriales de 37 países, en un área de exhibición de 26 mil metros cuadrados. Recibe a casi 50 mil visitantes al día y presenta cualquier cantidad de eventos literarios y culturales.

Es grande, importante y divertida, pues.

Y bueno, hoy, amable visitante, se inauguró la edición 2006 de la FIL, casualmente la número veinte en la historia. Según leo en las primeras notas de prensa (vea vínculos al final de este artículo), la inauguración fue todo un suceso. Participaron el rector de la U de G, representantes de Jalisco y Andalucía, y un deslumbrante panel de vacas sagradas de la literatura: Gabriel García Márquez, José Saramago, Nadine Gordimer, Carlos Fuentes, José Emilio Pacheco, Cecilia García Huidobro.

El evento importante del día fue la entrega del Premio FIL de Literatura a Carlos Monsiváis, con ameno discurso por José Emilio Pacheco (incluyendo una vista a un futuro con cientos de monsivaises extraterrestres, omnipotentes y ubicuos). Luego el mismo Monsiváis habló de su preocupación por la "catástrofe" de la educación en este país, y le tiró duro al gobierno, criticando el veto a la Ley Federal del Libro que habría unificado el precio de los libros. Defendió también la educación pública y laica (y aquí cruzo los dedos porque este llamado no se pierda, que como pinta el futuro inmediato, esto, que ya es urgente, se va a hacer una emergencia).

También estuvo ahí Manuel Chaves, presidente de la Junta de Andalucía, los invitados de honor en este año. Chaves habló de la hermandad entre México y Andalucía, recordando el recibimiento del pueblo mexicano a los exiliados españoles en la década de los treinta. Luego anunció la presencia de autores y editoriales andaluzas, y los más de 200 eventos literarios, académicos y artísticos que nos tienen preparados.

En fin. Se puso bueno, pues.

Como comprenderá usted, estos días la FIL es el lugar en el que hay que estar, en este pueblo. Y ahí estuvimos, por supuesto. No para la inauguración, lamentablemente (nos activamos tarde, y también fuimos a un restorán chino), pero puedo reportar que, después de toda la tarde de vagar por los corredores, ver a mi hija retozar en los talleres infantiles y derrochar mi salario en palabras impresas sobre árboles aplanados, estoy tan inflado de cultura que se me escurre por las orejas. Si fuera sólo un poco menos consciente de mis limitaciones, ya me habría puesto aquí a escribir poesía.

Pero no tema, que no haré ninguna barbaridad como esa. Para literatura, vaya con Daan, Herel y el compa Pepensador, que sí saben escribir. Mañana, sin embargo, me daré otra vuelta por este lugar, y no sé si podré garantizarle nada…

Y ahora, breve tour gráfico. Primero, el puesto oficial de la comunidad autónoma de Andalucía, dándole la bienvenida al evento. Aquí me hice de un mapa de Jaén, básicamente porque pude.


Una vista de un corredor genérico. Multiplique esto por mil, y tendrá una idea de en qué consiste este evento:


Estas cosas no se veían hace algunos años:


Algunos de los puestos internacionales más grandes. Aquí, la presencia de España:


Y Argentina:


Y Colombia:


Y, finalmente, lo que le decía de la sobrecarga cultural. Vea nomás las jetas de este su amigable editor y su retoño:


Y ya, esto es todo por hoy. Solo una cosa más, antes de irme a dormir: quiero ofrecerle una disculpa por las fotos tan cuchas. Tiene qué ver con la única queja que tengo de una tarde por demás excelente. Verá usted, las baterías de mi cámara se agotaron justo después de hacer la primera de las fotos, arriba. Esto es, precisamente al entrar al changarro. Y, créalo o no, en esos 26 mil metros cuadrados de feria no hay un solo comercio que le venda un infeliz paquete de pilas doble A. Ni siquiera hay un minisúper o equivalente fuera del centro de convenciones (además de que no puede salir y volver a entrar sin pagar de nuevo la cuota de admisión). De forma que tuve que poner la cámara en modo económico, y apenas me alcanzó para diez fotos. Borrosas, todas ellas.

En fin. Ya volveré y abusaré del flash como turista japonés maniático. Y ahora sí, buenas noches, y nos leemos cuando nos leamos. ¡Salud!

Vínculos

  • Feria Internacional del Libro, el sitio oficial. Si consulta el programa, véalo por día, que si no no se entera de todo (tip: si va mañana, considere quedarse hasta las 21:00, que estarán Miguel Ríos y Javier Ruibal en la explanada).
  • FILomanía, excelente cobertura de de El Universal, El País y W radio.
  • Notas de prensa sobre la inauguración en El Informador, Milenio y el diario español El Mundo.
  • Expo Guadalajara, el centro de convenciones donde se hace la FIL. Lo incluyo porque contiene información sobre cómo llegar (cosa que aparentemente no se le ocurrió al webmaster del sitio oficial). Pero vaya, cualquiera sabe donde es: Mariano Otero y Las Rosas. O, si prefiere: 20°39'10" N, 103°23'31" W.
  • Otros blogueros con este tema: Con Valor (por Txetxu Barandiarán, quien, según entiendo, vino desde Bilbao a esta fiestecita nuestra); Lithium.

Etiquetas: ,

Enlace permanente   - 22:19 - deje un comentario (hay 2)
Anonymous Egocentrico2 dijo:
Cesar, desgraciadamente el blog (Egocentria) lo abandoné.

Los motivos son varios.

Por un lado el cambio de usuario del blogger antiguo al nuevo no ha sido todo lo "limpio" que habría cabido esperar. Hice el cambio en el mismo momento en el que hice una reinstalación de todo mi ordenador, en el que a pesar de mis precauciones sucedió el desastre... aunque he recuperado prácticamente todas mis contraseñas de acceso (bendito correo electrónico web y avisos de registro), no se ha salvado la de blogger (diría que es la única).

Por otro lado el hecho de que en su día fuera copiado por el rey de los copieteos (el querído por toda la blogosfera Javi Moya), ya me tocó e hirió de muerte en su día. A pesar de que por mi parte intenté poner algo, y de contestaciones suyas en buenos términos, la práctica del corto y pego la ha seguido practicando con otros blogs. 7.000.000 de páginas tiene ahora frente a las 25-30 visitas diarías que tenía (¿1000 al mes?). Y mi blog era mejor.

Así que lo poco agradecido del asunto, además de que el tiempo que buscaba temas era tiempo que no dedicaba a otras cosas también interesantes, me hicieron pasar del tema, para desgracia de los pocos amigos que me leíais.

Como eres tu, creo que te debo una explicación. Es lo menos que puedo hacer.

En fin, un abrazo.
Blogger César dijo:
Vaya. Esto sí que es una mala noticia.

Yo creería que deberías poder recuperar la contraseña de Blogger con Blogger mismo... ¿no hay una función para eso precisamente, de hecho? Pero bueno, si realmente lo que perdiste es el entusiasmo, pues ni caso tendría, supongo.

Y qué poca madre del Javi. Pero la vida es así a veces: ingrata y abusiva. Pero luego da la vuelta y te pone arriba de nuevo, verás.

Por mi parte, esto es lo que haré: voy a apostar a que después de un tiempo se te irá acumulando la creatividad en el cuerpo y, como pasa con todo fluido orgánico que se acumula, llegará un momento en que tendrás qué dejarlo salir de alguna forma. Voy a estar presente el día que pase eso, para señalarte con el índice y soltarte, de la manera más chingativa, un "te lo dije, güey, te lo diiije" :-D

En fin. Cuídate, no te desaparezcas (como cierto bloguero irresponsable que conozco). Y sabes que siempre eres bienvenido aquí.
Haga clic aquí para dejar un comentario
Crear un vínculo
g